2014/05/31

Un escape en sábado por la tarde

Gracias a mis planes frustrados por ir al Kodomo no hi de este año por los exámenes finales de la universidad decidí consentirme tantito aprovechando que ya vuelvo a retomar clases este miércoles e ir a la exposición gastrónomica de las ciudades hermanas.

Fui solita porque todos andaban ocupados o no me respondieron, pero bueno peor hubiera sido quedarme apachurrada lamentándome el no haber asistido, y que puedo decir, me gustó, comi hasta rodar y probé ahora si el famoso takoyaki, y comida coreana traída gracias a la mismisima embajada de Corea, entre otras tantas cosas.


Me fui caminando desde mi casa hasta el centro, donde se hizo la exposición gastronómica, la mayoría de los puestos aún no se ponían cuando llegué y venga qué ya era tarecito, y vaya que había gente formada en los puestos que ya se habían abierto como el de Japón que fue al primero al que fui y me compré una orden de takoyaki que son bolitas rellenas de pulpo y un taiyaki que según me explicó el sujeto es una empanada de masa de hotcake en forma de pez y rellena de frijol dulce, el taiyaki lo había comprado para Ailyn, pero cuando fui a su casa no había nadie así que me lo comí.


Mi siguiente parada fue el stand de Corea, había una chica explicando la cultura, vídeos de kpop, cocineros vendiendo brochetas y unos volovanes rellenos de semilla de sésamo que no me gustaron mucho, y también podías usar el hanbok que es su vestimenta tradicional y tomarte una foto sola o con quien te vestía, yo decidí tomarme una foto con la chica que me vistió le pregunté antes obvi, y ella me dijo que si, y también me enseñó a quitármelo y ponérmelo, ellos habían venido desde la embajada, creo que fueron los únicos.


En Italia no había nada novedoso, estaba representado por una cadena de pizzeria local llamado Pizza Mecha, así que no me acerqué porque ya conozco sus pizzas, para Estados Unidos vendieron hotdogs, en España Paella que no estaba tan buena y tampoco habían jalado tanta gente, pero Francia fue mi país favorito, qué puedo decir la repostería y la pastelería siempre han sido algo que me puede encantar.  



Me fui justo cuando comenzaba a llover no sin antes atascarme y pedir 5 chocolatines que estaban delciosos, digo, si iba a ir a casa de Ailyn quería llevar un detalle para su familia pero no se encontró así que los traje a casa y mi papá, bueno, parece ser que a él le gustaron tanto como a mi.

No comments:

Post a comment